Los clientes cada vez son más exigentes con las empresas de transporte, tienen más poder de decisión de compra y valoran su satisfacción por encima de todo.

Ya no vale simplemente con hacer las cosas bien. Las necesidades de los clientes han cambiado y exigen experiencias más completas que logren adaptarse mejor a sus necesidades y les garanticen tener el mejor servicio. 

Bajo esta premisa, las empresas de transporte deberán invertir parte de sus recursos en mejorar la satisfacción de sus clientes. Una de las maneras más eficientes de hacerlo es mediante la gestión de flotas. Utilizar plataformas que te ayuden a gestionar mejor todos tus vehículos contribuirá a dar un servicio más completo y, como consecuencia, mejorarás la satisfacción de tus clientes. ¿No sabes cómo hacerlo? En este artículo te lo contamos.

 

¿Sabías que . . .

cuesta 6 veces más conseguir un nuevo cliente que retener a uno antiguo?

 

¿Cómo mejorar la satisfacción del cliente?

Consigue entregas más rápidas y más precisas

Los clientes quieren tener entregas más rápidas sin renunciar a la calidad del servicio. Sin contar con la tecnología adecuada, será complicado lograrlo.

Gracias a las plataformas de gestión de flotas, podrás identificar los datos que afectan al rendimiento de tus rutas, tales como el tiempo entre paradas, las retenciones de tráfico, el cálculo de la vía óptima, entre otros valores que, bien analizados, harán que reduzcas enormemente los tiempos de entrega pero mantengas la misma calidad de servicio. 

Aquí entra en juego también la capacidad de planificar tus rutas. La gestión de flotas te permite tomar mejores decisiones y asignar los vehículos a las tareas más rápidamente.

 

Da poder a los clientes

El cliente cada vez quiere tener más información y sentir que tiene el control en todo momento. 

Aunque a muchos clientes les gustaría poder seguir en tiempo real el recorrido de su pedido, pocas empresas de gestión de flotas lo ofrecen. No obstante, algunas tecnologías incluyen funcionalidades que permiten compartir temporalmente el acceso a la plataforma con el cliente, para que ellos mismos puedan hacer un seguimiento en tiempo real de su mercancía sin acudir a intermediarios. 

Esa transparencia a la hora de compartir datos aumenta enormemente la confianza en tu cliente, mejora la experiencia del servicio ofrecido y evita que el cliente tenga que estar constantemente preguntando sobre un pedido. 

 

Mejora tu capacidad de reacción

Tu objetivo debe ser adoptar una filosofía proactiva, es decir, no limitarse a solucionar los problemas y tratar siempre de evitarlos. Aunque con las plataformas de gestión de flotas podrás reducir el número de incidencias, hay algunas que no podrás evitar. Para estas situaciones, la capacidad de reacción y la manera de gestionar el problema será clave para determinar la imagen percibida del cliente.

Para reducir tus tiempos de respuesta, será crucial conocer la máxima información sobre tu flota. Si ves que un vehículo no llegará a tiempo, tendrás la capacidad de alertar al cliente del retraso y buscar la manera de solucionarlo, sin tener que esperar a que el cliente te llame pidiendo explicaciones o que el conductor te avise de la incidencia. 

Además, algunas plataformas permiten programar alertas para que recibas una notificación cuando se produzca una anomalía e incluso automatizar mensajes que avisen al cliente del incidente. 

Ten en cuenta que incluso un problema, bien gestionado, se convierte en una oportunidad de crecer.

 

Proporciona información adicional

Con una tecnología de gestión de flotas dispondrás de toda la información sobre tus vehículos en una misma plataforma, lo que te ayudará a agilizar todas las gestiones y te permitirá añadir información complementaria que mejore la percepción del cliente. 

No dependerás de información externa para dar información al cliente sobre el estado de un pedido y, además, al tener toda la información visible en una misma plataforma, podrás aprovechar una misma llamada para avisar del estado de otros vehículos que también afecten al cliente u otra información adicional que creas que sea relevante y evite futuras gestiones.